Por Kitty Florido

Para Cocina y Gastronomía

 

El pastel de zanahoria es un pastel que combina zanahoria con un bizcocho. La zanahoria se suaviza en el proceso de horneado, por lo que el pastel resulta con una textura suave y completamente mejorado. Las zanahorias han sido utilizadas en pasteles dulces desde la época medieval, durante la cual los endulzantes eran escasos y de alto costo – mientras que las zanahorias eran abundantes, de bajo costo y con alto contenido de azúcares como la remolacha blanca (o remolacha azucarera). Los orígenes del pastel de zanahoria se han discutido varias veces, pero se sugiere que vienen de Gothenburg, Suecia. Su popularidad fue alcanzada en Inglaterra durante la Segunda Guerra Mundial. Un empresario británico llamado George C. Page contrató a un equipo de pasteleros para que le encontraran usos adicionales a las zanahorias enlatadas, aumentando así su demanda. No se sabe con exactitud como lo logró, pero se sospecha que se distribuyó la receta de un bizcocho de zanahoria en uno de los costados de las latas.

En América, el Pastel de Zanahoria se empezó a popularizar durante la década de 1960, pero al llegar los 70s era parte de las cartillas de postres en restaurantes y cafeterías. La presentación de este postre, era combinado con un cobertura de queso crema y azúcar.

Aquí les comparto esta receta que adapté hace varios años. Tiene rayadura de naranja, zanahorias regulares y zanahorias bebé. Las zanahorias bebé son más dulces y suaves que las regulares. Esta es de las primeras recetas que he modificado, con excelentes y abundantes resultados.

 

Cupcakes de Zanahoria

Rinde 24 porciones

 

Ingredientes

  • ½ libra de zanahorias regulares
  • ½ libra de zanahorias bebés
  • 3 huevos grandes
  • ½ taza de suero de leche
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • 2 tazas de azúcar
  • 1 taza de aceite vegetal
  • 1 cucharada de rayadura de naranja
  • 3 tazas de harina de todo uso
  • 1 cucharadita de bicarbonato de soda
  • 2 cucharaditas de polvo de hornear
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 cucharadita de canela molida
  • ¼ de cucharadita de pimienta gorda


Preparación

  1. Precalienta el horno a 350º. Prepara los moldes de cupcakes con las bases para hornear y ponerlo al lado.
  2. Lava y pela las zanahorias, luego raya las mismas. Para facilitar este proceso, puedes usar tu procesador de alimentos.
  3. Mezcla la zanahoria rayada, el suero de leche, aceite, azúcar, huevos, vainilla y rayadura de naranja en un tazón y mezcla hasta que se incorporen.
  4. En un tazón aparte, tamiza harina, bicarbonato de soda, polvo de hornear, sal, canela  molida y pimienta gorda.
  5. Con la ayuda de un cucharón de madera y con movimientos envolventes, combina los ingredientes secos con la mezcla de la zanahoria.
  6. Llena los moldes preparados de cupcakes con sus bases aproximadamente a ¾ de su capacidad.
  7. Hornea por 20 minutos y utiliza la técnica del palillo de dientes para comprobar que estén completamente cocinados.
  8. Luego de sacar los cupcakes del horno, deja los cupcakes durante 5 minutos en los moldes y luego transfiérelos a una rejilla para que se terminen de enfriar.

Cobertura Dulce de Queso Crema

Ingredientes

  • ½ taza de mantequilla sin sal, a temperatura ambiente
  • 8 onzas de queso crema suave
  • 2 tazas de azúcar impalpable
  • ½ cucharadita de extracto de vainilla
Preparación
  1. En una batidora, combina el queso crema y la mantequilla hasta que estén esponjosos.
  2. Agrega la vainilla y mezcla de nuevo.
  3. Tamiza el azúcar impalpable y poco a poco agrega el azúcar, una taza a la vez, batiendo bien a velocidad media. Raspa los lados y el fondo del tazón con frecuencia hasta que todo esté combinado a la perfección.
  4. Decora los cupcakes.